Cree en tí mismo: no te dejes influenciar por los demás.

Creer en uno mismo : No dejar que te etiqueten

Creer en uno mismo, permite que nos desarrollemos y crezcamos, porque si creemos que podemos, arriesgaremos mucho más que si pensamos que somos incapaces de hacer algo.

Las personas que no tienen autoconfianza se quedan en su zona conocida (zona de confort) y nunca exploran nada nuevo.

Ni siquiera la opinión de nuestra familia debería influirnos. Sólo las personas que piensan de una manera ganadora, llegan a conseguir lo que quieren.

Las personas con mentes ganadoras, son las que no dejan que nadie interfiera en sus planes y cuando alguien del exterior duda de su valía personal, siguen adelante igual. Jamás cancelarán acciones que tenían pensado llevar a cabo, por culpa de la opinión de otros.

Cada tipo de personalidad tiene su lado bueno y malo, ninguna es mejor que otra. Necesitamos aceptarnos a nosotros mismos tal y como somos, para que todo el potencial que llevamos dentro salga al exterior.
Creer en uno mismo, es esencial para dar el paso de arriesgar y embarcarse en nuevas experiencias. Nunca sabremos los potenciales que podríamos llegar a desarrollar, si no nos atrevemos a explorar nuevos caminos.

Jamás dejes que un comentario como: “tú no puedes”, te detenga en tus decisiones, ni siquiera cuando esa opinión negativa provenga de familiares.

Esas malas opiniones deberían servir para impulsar las ganas de luchar, ya que, si algo no se intenta, no se puede saber si se hubiera hecho bien o mal. Cambia el “no soy capaz” por el “creo en mi y lo voy a intentar”.

Creer en uno mismo, es el acto más positivo que le podemos regalar a nuestra persona, porque si tú no crees en ti, tampoco lo harán los demás.

EL AMOR Y LA ACEPTACIÓN TRANSFORMAN

Cuando uno mismo se acepta y cree en sus posibilidades, se transforma, y todo lo que antes parecía difícil, se hace más sencillo.

La prueba está en que muchas personas inseguras, dan un gran cambio cuando encuentran una pareja que les hace sentir queridas y aceptadas. El amor y la aceptación hace que cada persona saque lo mejor que lleva dentro.

Encontrarlo fuera, en una pareja, amistad, familia, puede impulsar positivamente a que alguien crezca como persona. Pero cuando no se tiene en el exterior, se puede conseguir el mismo efecto si lo creas en tu interior.
Tú te puedes amar y aceptar de tal manera, que no te afecte nada negativo que te digan.

La mayoría de límites que creemos tener, están en nuestra manera negativa de pensar. Si nos diéramos cuenta de todo lo que un ser humano puede llegar a conseguir, con esfuerzo y autoconfianza, nos asombraríamos.

Si dejas que otros te digan lo que no puedes hacer, no dejarás que tus potenciales crezcan. Confía en tí, valórate y adelante en tu camino.

Guardar

Guardar