El año 2018 también presenta buenas perspectivas para el oro.

5 (100%) 2 votes

El año 2018 también presenta buenas perspectivas para el oro.

Buen año para el oro

El año 2018 también presenta buenas perspectivas para el oro.

El precio del oro ha subido en 2017, a pesar de la subida de los tipos de interés en Estados Unidos y del buen momento de los mercados de capitales. Y hay motivos para esperar que 2018 sea también un buen año para los inversores en este metal.

En un artículo publicado en el número de diciembre de la revista Gold Investor, del Consejo Mundial del Oro, el jefe de Estrategia de Mercados de este organismo, John Reade, analiza las perspectivas del mercado del oro para 2018.

Según Reade, a pesar de la competencia de los mercados de capitales, de las acciones de las compañías tecnológicas y de las criptomonedas, el año 2017 ha sido muy bueno para el oro, que ha registrado un crecimiento de dobles dígitos en los 11 primeros meses. El hecho de que este crecimiento haya tenido lugar en un año de subidas de tipos y de las bolsas en Estados Unidos es aún más meritorio.

Entre los factores que van a influir en el precio del oro durante 2018, Reade destaca dos que se refieren a la economía de los Estados Unidos: el precio de las acciones y la trayectoria del dólar.

“Creemos que la corriente alcista en el mercado bursátil estadounidense ha reducido el interés de los inversores por el oro a lo largo de 2017. El final de esta tendencia podría reactivar la demanda del metal, señala Reade.

En cuanto al dólar, si en 2017 termina el periodo de varios años de fortaleza de la moneda, “el oro podría provechar un viento de cola que no ha tenido desde el año 2001”, apunta.

Mercado físico

Al margen de los factores que se derivan de los mercados financieros, existen otros que van a determinar la demanda en el mercado físico. Uno de los más importantes es el crecimiento de los ingresos, que presenta una buena perspectiva en 2018.

Por ejemplo, en China, el principal consumidor y productor mundial, el crecimiento previsto para el año que viene estará en torno al 6,4%. Y en la India, segundo consumidor mundial de oro, la economía se está recuperando del shock que supuso la desmonetización de noviembre de 2016, mientras prosigue el proceso de adaptación al impuesto sobre bienes y servicios (GST), que entró en vigor el pasado 1 de julio.

Para 2018 se espera que la desaceleración del crecimiento del PIB del año pasado en la India se modere, conforme los comerciantes y consumidores se adaptan a las nuevas condiciones. De hecho, se espera que éste sea uno de los países con mayor crecimiento económico en 2018, a un ritmo incluso superior al que tuvo en el periodo 2012-2014.

Además de los dos principales mercados mundiales del oro, otros países también están progresando. Alemania, el tercer mercado mundial de lingotes y monedas, y el más importante de Europa, mantendrá su buen momento económico. Y en Estados Unidos, el mercado de joyería (el tercero del mundo en volumen) podría beneficiarse de un crecimiento económico sostenido y un aumento de la confianza de los consumidores.

Cambios estructurales

El artículo destaca también una serie de cambios estructurales en el mercado del oro que, aunque no tengan un impacto directo en el mercado del oro a corto plazo, si pueden suponer importantes novedades a medio y largo plazo.

Es el caso de la posible reforma del IVA aplicado a los lingotes de oro en Rusia, actualmente del 18%, que ha cercenado las posibilidades de crecimiento de este mercado.

Por otro lado, bancos y casas de la moneda de todo el mundo siguen desarrollando nuevos productos en oro respetuosos con la Sharia, lo que va a impulsar el mercado en los países islámicos.

Y en la India, el plan para desarrollar un mercado spot del oro traerá una mayor transparencia, que beneficiará al sector.

Fuente: Oroinformacion

Deja un comentario